El concejo de investigación en Biotecnología y Ciencias biológicas (BBSRC) concedió un proyecto a la Universidad de Exeter con el fin de  “Asegurar el futuro de la fruta favorita del Reino Unido”. El Reino Unido depende en gran medida de las frutas y hortalizas importadas las cuales representan el ochenta por ciento del mercado, en comparación con la mitad representada por  los cereales y la sexta parte por los productos cárnicos  y lácteos. A pesar de que las frutas y hortalizas son un componente clave de una dieta saludable, a menudo se pasa por alto en los estudios de seguridad alimentaria global que generalmente tienden a centrarse principalmente en los granos. La dependencia de las importaciones hace que el Reino Unido sea vulnerable a las inestabilidades en la producción y al suministro internacional, poniendo el tema de la posibilidad de respuesta del sistema alimentario británico firmemente en un contexto mundial. Esta vulnerabilidad es claramente representada por el banano, la fruta más popular en el Reino Unido por su consumo y la fruta más importante en el mundo por su producción. Más de cinco mil millones de bananos se comercializan en Gran Bretaña cada año y el Reino Unido representa el 7% del mercado mundial de exportación. Aunque cientos de variedades de plátano se cultivan en todo el mundo para el consumo interno, sólo una variedad conocida como Cavendish, se comercializa internacionalmente. La variedad de exportación anterior conocida como Gros Michel, fue prácticamente eliminada por la enfermedad del Mal de Panamá (causada por el hongo Fusarium oxysporum f. sp. cubense) en la década de 1950. Actualmente, una nueva cepa virulenta de este hongo designada como Raza 4 Tropical (R4T), ha emergido en Asia y amenaza seriamente este cultivo. Actualmente no existen variedades alternativas comercialmente aceptadas y no existe control químico de  la enfermedad. La vulnerabilidad del comercio del banano es un caso extremo del problema generado por cultivos importados que son vulnerables a las plagas y enfermedades emergentes.

El banano como cultivo  sigue siendo poco investigado comparado con otros cultivos de importancia, ha habido poca investigación acerca de la capacidad de reacción del comercio del banano frente al desarrollo de estrategias para la mitigación para mantener oferta o manejar el impacto de la catástrofe repentina. En este programa de investigación multidisciplinario, el Foro Mundial Bananero de la FAO (WBF World Banana Forum) recopilará datos detallados sobre los niveles de producción, los impactos de las enfermedades y los métodos de mitigación. En este proyecto se analizarán los patrones, tendencias y motores de la producción de plátanos, incluyendo plagas, enfermedades, manejo y clima para proporcionar modelos robustos de producción y cómo esto podría variar en el futuro a medida que las enfermedades se diseminan en relación a cambios climáticos. La Universidad de Wageningen  probarán un nuevo compuesto antifúngico contra el patógeno, para determinar si el control químico podría mitigar su impactos en la producción. Mientras tanto las variedades resistentes alternativas permanecen en desarrollo.

Además, se desarrollará un modelo económico que identifique los principales factores de la cadena productiva de valor del Reino Unido, que constituirá la base para evaluar los impactos de la transmisión de precios tras los choques en los mercados involucrados y por ende, el impacto en los consumidores del Reino Unido y las respuestas de los alimentos de minoristas y otros intermediarios del mercado. El marco teórico se calibrará y simulará el impacto de los choques de producción proyectados en los países exportadores en los consumidores del Reino Unido y derivará el impacto del bienestar para los participantes en cada etapa de la cadena de valor.

El mercado bananero es políticamente sensible, y durante la última década el precio de los bananos en el Reino Unido ha disminuido mientras que los costos de producción han aumentado, lo que ejerce presión sobre los productores.  A través del Foro Mundial Bananero, la asociación británica Banana Link y la consultora del sector alimentario 3Keel, el sector minorista del Reino Unido participarán junto con otras partes interesadas en un riguroso análisis de informantes clave sobre: posibles respuestas a las vulnerabilidades en el sector, impacto del incremento del precio en los consumidores británicos, retroalimentación con productores y estrategias para mejorar la capacidad de reacción ante posibles problemas. El objetivo de los proyectos es asegurar el futuro de las frutas favoritas del Reino Unido y proporcionar un estudio de caso para mejorar la capacidad de reacción de otros productos de importación que podrían ser vulnerables.

ver también:  el volante de la BBSRC sobre esta investigación

Volver a la página de noticias

Share This

Share this post with your friends!